Mantenimiento y reparación de Equipos

Mantenimiento y reparación de Equipos
era necesario, debido a que no había
ninguna persona que se hiciera cargo de él,
o debido a que no hubiera ninguna persona
capaz de ensamblarlo.
Recomendaciones
•Todo personal clínico debería estar
capacitado para realizar el mantenimiento
del equipo que se utiliza con mayor
frecuencia dentro de una unidad ocular a
nivel distrital.
•Cuando se adquiera equipamiento oftalmológico, el personal debería recibir
capacitación en cuanto al cuidado y
mantenimiento básicos que dicho equipamiento requiera.
•Cada unidad debe designar una “persona
encargada del equipamiento” que esté
especialmente interesada en su mantenimiento. A dicha persona se le debería
proporcionar una descripción clara de su
trabajo, que incluya llevar una lista de
inventario tanto del equipamiento como
de los repuestos, informar acerca del
funcionamiento del equipamiento y de
realizar el seguimiento respecto de los
trabajos de reparación. Esta persona
debería haber realizado al menos algún
tipo de capacitación básica en mantenimiento de equipamiento.
•Se necesita capacitar a más técnicos del
área de la oftalmología y de la biomedi-
cina para que lleven a cabo el mantenimiento del equipamiento.
•Se debería desarrollar un módulo de
mantenimiento y reparación de aquel
equipamiento el cual se haya determinado tenga mayor frecuencia de uso en la
unidad ocular distrital e incorporarlo al
currículo de capacitación destinado a
todos los trabajadores de atención ocular
del sector intermedio.
•Se deberían implementar centros de
capacitación a nivel local o regional para
el mantenimiento y la reparación de
equipos.
•Quienes donen equipamiento deberían
informar a los posibles beneficiarios
acerca de qué se dona y qué ayuda sería
necesaria (en cuanto a insumos,
repuestos, mantenimiento, provisión de
agua y energía eléctrica). Antes de
aceptar la donación, el beneficiario debe
asegurarse de que el equipamiento
cuenta con servicio y que se dispone de
un presupuesto para hacerlo (refiérase al
artículo de la página 16).
•Los componentes nuevos del equipamiento se deberían adquirir junto con
todos los repuestos e insumos para al
menos cubrir el primer año de uso (refiérase al artículo de la página 18).
•Se deben hacer todos los trámites
necesarios con anticipación para llevar a
cabo el mantenimiento y la reparación.
•Si fuera posible el equipamiento recién
adquirido debería ser instalado por el fabricante o proveedor, quien también debería
entrenar al personal en el cuidado y mantenimiento básico que e equipamiento
requiere.
El equipamiento es central para alcanzar el
servicio y la calidad y está cercanamente
vinculado con la motivación del personal
oftalmológico para hacer su trabajo. Un uso
más eficiente, efectivo y largoplacista del
equipamiento será posible si las unidades
de salud ocular pueden adquirir
equipamiento adecuado que satisfaga sus
necesidades, para las cuales son
entrenados y utilizados y los que pueden
alcanzar a mantener.
Nuestra gratitud a aquellas personas
que respondieron a la encuesta, incluyendo
los ex alumnos del MSc Community Eye
Health. Un agradecimiento especial para
William Felch del International Council of
Ophthalmology y Marcia Zondervan del
ICEH Links Programme por permitirnos
expandir la circulación de la encuesta a
través de sus bases de dato.
Referencias
1 Ophthalmic instruments and equipment. A handbook in
care and maintenance. V. Srinivasan and RD Tulasiraj
2003 pg 4–5.
2 Ver página 20 sobre cómo obtener una copia de la Lista
Oficial.
Cuidado Práctico
Mantenimiento y
reparación de Equipos
DS Walia
Director de Servicios Clínicos: Unidad
Ocular, PCEA Kikuyu Hospital, PO Box
45-00902, Kikuyu, Kenia. Email:
[email protected]
Jane Huria
Técnico de reparación de instrumentos
de la Unidad Ocular, Hospital PCEA
Kikuyu.
Ismael Cordero
Ingeniero Clínico "Senior", ORBIS
International, 520 8th Ave, 11th Floor,
Nueva York, NY 10018, EEUU.
La reparación y mantenimiento de equipos
oftalmológicos, incluyendo los instrumentos
quirúrgicos y de diagnóstico, se puede
comparar con el mantenimiento de un
vehículo de motor, algo que muchos de
nosotros entendemos bien.
Si usted tiene un auto, ¿Podría conducirlo hasta que el combustible se acabe o
hasta pinchar un neumático y después
abandonarlo para comprar un nuevo auto?
Por supuesto que no. Sin embargo, muchas
clínicas oftalmológicas compran (o reciben
como donación) equipos costosos y
delicados que, debido a una mala conservación, terminarán inoperantes. Si no hay
establecido un sistema para notificación de
averías y de planificación para llevar a cabo
10
las reparaciones, el equipo puede quedar
inutilizable durante largos períodos de
tiempo. A veces, este equipo termina siendo
descartado. (Figura 1).
Unos buenos hábitos de mantenimiento y
un sistema de reparación eficaz minimizarán
la cantidad de tiempo que un equipo sea
inoperable.
¿Quién hace qué?
En nuestra experiencia, aproximadamente
una tercera parte de los problemas reportados en el equipo oftalmológico se derivan
de los problemas causados por el propio
usuario, un tercio de problemas técnicos
fáciles de resolver (por ejemplo, un foco o un
fusible fundido, o un cable de alimentación
suelto), y sólo un tercio requiere más procedimientos de detección de averías graves y
un conocimiento especial de los aparatos.
Por lo tanto los usuarios del equipo tienen un
papel importante que desempeñar en el
cuidado diario y el mantenimiento de los
equipos.
Generalmente, un buen equilibrio entre
usuario, mantenimiento y reparación
internos y los especializados, conduce a
mejores resultados - tanto técnicos como
financieros - en los ambientes con recursos
escasos. Si para una clínica oftalmológica
no es factible tener un grupo de manteni-
Salud Ocular Comunitaria Revista | Vol 4 número 9 | DICIEMBRE 2010
miento y de reparación interno, puede considerarse el compartir este servicio entre
varios asociados. Dependiendo del equipo,
puede hacerse un contrato de servicio con el
proveedor o el fabricante, quien será responsable del mantenimiento y las reparaciones
más complejas. Estos se llevarán a cabo por
personal de mantenimiento y reparación
especializado, tanto si son empleados del
proveedor o del fabricante, o si trabajan
como contratistas de mantenimiento
independientes.
Sea cual sea el sistema instalado de la
clínica oftalmológica, el mantenimiento y
reparación del equipo debe ser administrado
de manera centralizada. La persona responsable (del equipo) repartirá las tareas,
llevará un registro del mantenimiento y las
reparaciones, mientras diseña la escala de
mantenimiento, y organiza la capacitación
necesaria del equipo de trabajo.
A veces puede ser necesario una ayuda
para el mantenimiento o la reparación proveniente de los proveedores y otros contratistas de mantenimiento externo. En todos
estos casos, es importante que una persona
de confianza en la clínica lleve a cabo la
supervisión de la capacidad de respuesta, la
calidad, y el costo del servicio realizado.
Mantenimiento preventivo
El mantenimiento preventivo evita averías y
asegura que el equipo esté en funcionamiento y sea seguro de usar. También garantiza la exactitud y fiabilidad de los aparatos
(que el autoclave esterilice adecuadamente
y que las lecturas queratométricas sean
correctas, por ejemplo), y ahorra dinero:
Calendario del
mantenimiento preventivo
Es importante tener un calendario de mantenimiento preventivo de cada equipo. Se trata
de un calendario que indique cuándo (y con
qué frecuencia) se debe hacer el mantenimiento, y una lista de actividades de mantenimiento para cada elemento. Estos
calendarios deben proporcionar pautas
sencillas para todo tipo de aparato
abarcando las tareas que se realizarán en las
siguientes áreas:
•Cuidado y limpieza
•Controles de seguridad
•Controles funcionales y de rendimiento
•Tareas de mantenimiento (cambiando
focos, lubricación de piezas móviles, etc.)
La mejor fuente de esta información suele
ser el manual de mantenimiento del usuario
y/o del fabricante.
Los calendarios deben ser desarrollados
por separado para usuarios y los mantenedores. Por ejemplo, los usuarios pueden
realizar los controles y las tareas básicas de
mantenimiento diariamente, mientras que el
equipo de mantenimiento puede reservarse
un día específico de la semana o del mes
para llevar a cabo las tareas de mantenimiento habituales. Las tareas de mantenimiento más sofisticadas, como las que
deben ser llevadas a cabo por el personal de
servicio, tienen que ser programadas para
un día o una semana específica dentro del
año.
Es útil mostrar a los usuarios los mantenimientos programados mientras están cerca
del equipo a que se refieren, lo que puede
servir como un útil recordatorio diario de las
tareas que deben realizar.
Ismael Cordero/ORBIS
puede reducir los costos de funcionamiento
de los equipos y es más barato que las
reparaciones después de que ya se ha producido una avería.
El mantenimiento preventivo consiste en
una serie de tareas de diversa complejidad
técnica, llevada a cabo por diferentes grupos
de personas.
•Los usuarios del equipo incluyendo el
personal de quirófano y el clínico, pueden
ser adiestrados para llevar a cabo muchas
tareas de mantenimiento y cuidados
simples que deben realizarse
regularmente, tales como la limpieza
general, la específica del polvo, la
lubricación, así como la protección y el
control de los aparatos, y hasta los
controles de seguridad.
•Otras tareas de mantenimiento pueden ser
realizadas por un equipo de mantenimiento y reparación, compartido o interno,
al que se le haya dado adiestramiento
adicional. Lo que incluye tareas como la
limpieza de una lente de microscopio, la
sustitución de un componente electrónico,
realizar un ajuste mecánico, o cualquier
otra acción que requiera conocimientos
mecánicos y/o electrónica.
•Los trabajos más complejos deben ser
llevados a cabo por el personal especializado de reparación y mantenimiento
contratado o empleado del vendedor o
fabricante.
Figura 1. Una mesa de operaciones abandonada afuera de un hospital en un país de escasos
recursos.
bles ya que el aparato se había quedado
Reparación
obsoleto. Estos han llegado al final de su
Por reparación se entiende responder a la
vida y deben dejarse fuera de servicio
ruptura de los aparatos y llevar a cabo las
(desactivados o en retiro) y ser reemplaacciones con el fin de corregir el problema y
zados si el servicio que prestan tuviera que
así devolver los mismos en condiciones de
continuar. El equipo que está retirándose de
funcionamiento.
servicio deberá desactivarse sin riesgos y
¡Antes de que el aparato pueda ser
reparado, debe tenerse en cuenta que hay un de acuerdo con los procedimientos de
desecho adecuados. Hay que recordar
problema! Por lo tanto, deberá haber un
también la actualización de los registros
sistema de información de fallos y averías
que se entienda claramente y los usuarios de relacionados.
equipos deben ser alentados a reportar fallos
y averías lo antes posible. Si no hay un equipo El mantenimiento de
de repuesto, una avería significa que el
registros
servicio que el aparato estaba prestando será Con el fin de que la unidad ocular pueda
suspendido.
gestionar los equipos eficazmente, se
Las reparaciones simples pueden ser
necesitan buenos registros de mantenirealizadas por el equipo de mantenimiento y miento y reparación. ¡Es muy difícil manejar
reparación interno o externo. Si el equipo se
lo desconocido!
repara mientras está en uso, es importante
Un centro de registro de mantenimiento
que el grupo de mantenimiento esté capaciy reparación ayudará a no perder de vista el
tado para trabajar sin riesgos y que no pongan mantenimiento y reparaciones ya realien peligro a los pacientes o al personal.
zadas. Idealmente, este sistema debe estar
Las reparaciones más complejas se
relacionado con el inventario de equipos de
llevarán a cabo por personal técnico especia- la unidad ocular (mencionados en la pág.
lizado, los cuales pueden ir hasta la unidad
18), lo que significa que tendrá registros de
ocular o que haya que enviarles el equipo para mantenimiento y reparación de cada uno de
efectuar las reparaciones.
los elementos que figuran en el inventario.
En todas estas situaciones, es importante
mantener a los usuarios de los equipos infor- Llevar un registro del mantenimiento
El calendario de mantenimiento preventivo
mados de cuanto tiempo el equipo estará
para los usuarios puede ir acompañado de
fuera de servicio.
Algunos elementos del aparato se encuen- una 'hoja de anotaciones' semanales o
tran dañados irremediablemente. Para otros, mensuales, cerca del aparato, con una
Continúa al dorso
las piezas de repuesto ya no estarán disponiCuadro 1. Llevar un registro de las reparaciones
¿Qué debe ser registrado?
Esto proporciona información acerca de ...
Los detalles de la reparación realizada en
cada equipo (inclusive la causa y la posible
causa, y quien llevó a cabo la reparación)
•El historial de cada equipo
•Los problemas comunes
Las piezas de repuesto y los materiales
utilizados
•Las piezas utilizadas con más frecuencia
•Lo que hay que pedir otra vez
La fecha en la que el aparato se ha averiado
y la fecha en la que se ha reparado.
•Lo que todavía resta por reparar (así se
puede dar prioridad a las tareas de la
próxima semana)
•El tiempo que el equipo no se ha usado
(desactivado)
Las causas de cualquier atraso
•Las causas más comunes de atraso son
(la pericia, el trabajo, los repuestos, el
transporte, los atrasos burocráticos, el
dinero) y los recursos adicionales que
puedan ser necesarios para terminar el
trabajo a tiempo
Salud Ocular Comunitaria Revista | Vol 4 número 9 | dICIEMBRE 2010
11
Cuidado Práctico Continuación
trada debe incluir fecha, el número de
referencia del equipo, lo que se hizo, quien
hizo el trabajo, y cuando es el próximo mantenimiento.
Llevar un registro de las reparaciones
La Tabla 1 informa acerca de las reparaciones que deben ser registradas en la
central de registro de mantenimiento y
reparación, y del tipo de información útil que
puede facilitar.
Además de las ventajas prácticas de un
sistema central de mantenimiento y reparación, también brinda a los administradores de
la unidad ocular y al equipo de mantenimiento
de los aparatos información valiosa y
pruebas que pueden utilizar para pedir más
recursos.
Buenos Consejos
Cuidado de equipo
Herramientas
Siempre que sea posible, evite usar
martillos, pinzas y limas: generalmente
causan daños irreparables. Utilice
herramienta adecuada para apretar
tornillos y otras piezas.
Muchos fabricantes de aparatos ópticos
suministran saquitos de granos
anti-humedad de gel de sílice o fungicidas
(contra hongos) que se pueden colocar
dentro del guardapolvo. También puede
utilizarse un deshumidificador para
mantener seco el aire de la sala.
Pedales
Estos con frecuencia se mojan al limpiar
los pisos, especialmente en el quirófano.
La humedad se introduce en los
componentes eléctricos del pedal, que con
el tiempo dejará de funcionar. Retire el
pedal del suelo siempre que vaya a limpiar
el piso.
Cables y fibras ópticas
Los cables y fibras ópticas de los equipos
como equipos de láser, vitrectores,
oftalmoscopios indirectos, etc. tienen
interiores y/o componentes ópticos muy
delicados, y algunos de ellos pueden
cargarse de energía o electricidad y
calentarse con el uso. El personal debe
saber cómo manejar y envolver de manera
adecuada para evitar daños. En las
situaciones en las que los cables y las
fibras se encuentran en el suelo, no se
debe caminar o pasar por encima con
piezas pesadas tales como carros u otros
muebles y equipos con ruedas.
Lentes
Proteger siempre del polvo las lentes y los
equipamientos ópticos cuando no se estén
usando. La humedad, o el vertido de
líquido en los instrumentos, pueden causar
el crecimiento de hongos en las lentes.
12
Conexiones eléctricas
Matt Baretich
Lubricación
•El gel de petróleo (Vaselina) o grasa
blanca, es buena para lubricar las piezas
que tienen engranajes o superficies
deslizantes. Es clara y menos probable
que deje, como la grasa común, manchas en las manos y la ropa.
•El pulverizador de silicona es útil para
puertas corredizas de nylon o para las
piezas de plástico. Ténga cuidado de no
derramar en el suelo ya que es muy
resbaladizo y difícil de quitar.
•El grafito puede utilizarse como
lubricante seco (o como pasta) para
mover o deslizar las piezas.
•Evíte el uso excesivo de aceite, ya que
se derrama y acumula polvo.
Tirar del cable en lugar de hacerlo del
enchufe puede dañar los cables.
Comprobar que el equipo esté conectado
correctamente y que el cable no esté en
peligro de cortocircuito (por ejemplo, si está
expuesto al agua o al vapor) o con peligro de
ser cortado.
Manejar los enchufes (o conectores) con
cuidado. Una rotura en un cable dentro de la
caja de enchufe es difícil de encontrar y
será la causa de que el equipo trabaje de
manera intermitente. Esto puede deberse a
doblar el cable siempre en el mismo lugar o
a desconectarlo de la toma de corriente
tirando del mismo.
Fuentes de alimentación
Aparatos delicados y caros, tales como
autoclaves de sobremesa, láser,
microscopios, lámparas de quirófano, y
vitrectores pueden verse seriamente
dañados por una repentina elevación de la
tensión eléctrica. El uso de un estabilizador
de tensión o regulador protege los aparatos
contra daños y por lo general también
prolongan la vida del mismo.
Recomendamos que sean de buena calidad
y que controlen la tensión de la red de forma
continua. Pueden buscarse las que
estabilicen la salida para garantizar que la
tensión que llega al aparato se mantenga
constante a 230 V (± 6%). Si el voltaje de
Salud Ocular Comunitaria Revista | Vol 4 número 9 | DICIEMBRE 2010
Figura 2. Una forma de hacer el seguimiento
de las tareas de mantenimiento habituales
es colocar una etiqueta en el equipo
reparado o mantenido. Esta información
debe archivarse en la central de registro de
mantenimiento.
Ismael Cordero/ORBIS
casilla para cada día, de modo que los
usuarios puedan poner la fecha y firmar, lo
que demuestra que se han llevado a cabo las
tareas requeridas. También puede incluir una
casilla para que los usuarios indiquen qué
piezas de reemplazo se utilizaron, tales como
los focos. Habitualmente, la lista de piezas
de reemplazo utilizadas debe tenerse en
cuenta en la central de registro de mantenimiento y reparación para que se puedan pedir
las que faltan.
La central de registro de mantenimiento y
reparación se puede utilizar para hacer un
seguimiento de todas las otras tareas de
mantenimiento, incluidas las realizadas por
el equipo interno, por los vendedores, o por el
personal de servicio. La información regis-
entrada cae por debajo de 142v o se
eleva por encima de los 295V, el
estabilizador desconectará
automáticamente la salida. Los
estabilizadores de menor calidad puede
verse afectados por grandes
fluctuaciones, que a su vez dañen
cualquier equipo conectado.
Se recomienda enfáticamente el uso
de un sistema de alimentación
ininterrumpida (UPS) para los equipos
del tipo de ecógrafo A, analizadores de
campo visual, cámaras de fondo de ojo,
láseres y microscopios quirúrgicos. Así
se asegura una operación continua de
los equipos y menos molestias para
cirujanos y pacientes cuando hay cortes
de energía. Se recomienda utilizar un
UPS que también sea capaz de actuar
como estabilizador de tensión y así
proteger el aparato contra subidas de
tensión. El tipo de UPS y sus
requerimientos de potencia de salida
pueden ser fácilmente determinados por
un electricista calificado. Los
proveedores de los aparatos también
pueden ser capaces de dar estos
detalles.
Uso de equipos extramuro
Los aparatos y los instrumentos que se
transportan para las actividadse
extramuro deben ser embalados y
transportados con precauciones
especiales para que no se dañen durante
el transporte.
Los aparatos más pesados, tales
como microscopios de operación, deben
ser cuidadosamente desmontados y
embalados en contenedores a prueba de
daños. Los microscopios especialmente
diseñados para el uso ambulatorio se
encuentran disponibles con sus
contenedores de embalaje adecuados a
un transporte seguro.
Debe llevarse una cantidad suficiente
de focos y fusibles, junto con un juego de
destornilladores y otras herramientas
básicas. El personal que viaje en
programas extramuro debe saber cómo
embalar, montar, y desmontar el equipo.
Con agradecimiento a Ingrid Mason, Neil
Murray, Ogundimu Kola, Powdrill Sam,
Tony Walia, e Ismael Cordero.
Presupuestos del mantenimiento y la reparación
Cuando se compra un vehículo de motor,
sabemos que vamos a tener costos
recurrentes para el mantenimiento, el seguro
de accidentes y robo, la limpieza, el estacionamiento, etc. Lo mismo se aplica a los
aparatos oftalmológicos, ya que cuesta dinero
hacerlos funcionar y mantenerlos durante su
ciclo de vida.
En promedio, el costo de adquisición inicial
sólo representa aproximadamente el veinte
por ciento del total del ciclo de vida del equipo.
Generalmente, deberá presupuestarse entre
3% y 6% del precio de compra del equipo, por
año, para cada dispositivo que cubra los
insumos, piezas, mantenimiento y capacitación de los usuarios.
Al planear el mantenimiento cuando
compra el equipo hay que asegurarse de
comprar los accesorios necesarios (inclusive
los estabilizadores de voltaje/protectores de
sobretensión y fuentes de suministro
continuo de energía), así como suficientes
piezas de repuesto (bombillas, fusibles, etc.)
para durar por lo menos un año.
En resumen, la adopción de sistemas
prácticos y viables para gestionar los aparatos
oftalmológicos, como se sugiere en este
artículo, ayudará a obtener el máximo uso de
los aparatos que se poseen. Generalmente
con aparatos ¡prevenir es mejor que curar!
También una buena práctica es seguir aprendiendo y estar abierto a nuevas ideas.
Comunicarse con los colegas de otras clínicas
oftalmológicas, ya sea directamente o a través
de Internet, sobre los desafíos que se
enfrentan y compartir con ellos las soluciones
que se hayan encontrado.
Qué se puede hacer para cuidar del equipo
El cuidado y mantenimiento del equipo es
responsabilidad de todos; un aparato
inservible afecta a la calidad de la atención
que se puede ofrecer a los pacientes y
hace el trabajo más fatigante.
Sea cual sea el papel de un miembro
del equipo de la unidad ocular, hay muchas
cosas que puede hacer para cuidar y
prolongar la vida útil del aparato que
utiliza.
1 Tiene que aprender todo lo que
pueda sobre el equipo que usa
•Localizar el lugar donde ser guarda el
manual del usuario - y hacer tiempo para
leerlo. Si es posible, guardar los
manuales cerca del equipo.
•Comprobar que se obtienen todos los
números de la Revista Comunitaria de
Salud Ocular en los próximos tres o
cuatro años - nosotros publicaremos una
nueva serie sobre el cuidado, mantenimiento y reparación de los equipos en la
que se dan consejos y orientaciones
prácticas sobre los elementos más
comunes (véase la primer entrega en la
página 21).
•Buscar fuentes adicionales de información en los "Recursos útiles" (página
20).
2 Revisar el equipo antes de su uso (o al
menos una vez a la semana)
•Inspeccionar el equipo para ver si hay
señales de daños o piezas que necesitan
reparación o reemplazo, y lubricar cuando
sea necesario (de acuerdo con las instrucciones).
•Comprobar que el aparato está conectado
al estabilizador de tensión o a la fuente de
alimentación ininterrumpida, cuando sea
necesarios.
3 Comunicar a quien corresponda si hay
un problema
•La responsabilidad del usuario, es informar
cualquier problema. Lo más probable es
que sea el primero en saber que algo no
está funcionando como debería.
•Nunca se debe pensar que otro va a ser
quien informe de algún problema - ¿Qué
pasaría si todo el mundo piensa que otro va
a ser quien informe?
•Puede sonar obvio, pero la reparación no
puede ser realizada si nadie sabe que hay
un problema. Cuanto más tiempo se tarde
en informar, más tarde se llevará a cabo la
reparación.
•No esperar a que el equipo se averíe antes
de informar de un fallo. Incluso un pequeño
cambio en la forma en que el equipo se
mueve o cómo responde podría indicar que
INTERCAMBIO
Varias mesas móviles para la
cirugía ocular
Jonathan Pons
Oftalmólogo y director del programa,
Hospital Good Shepherd Eye Care Project,
PO Box 218, Siteki, Swazilandia.
Email: [email protected]
La cirugía masiva de ojos requiere que los
pacientes sean trasladados rápidamente
hacia el interior y fuera de la sala de operaciones (O). En el quirófano, las mesas de
operación estáticas lo hacen difícil. Se
puede lograr un mejor flujo de pacientes utilizando las mesas móviles, lo que podría ser
caro. Nosotros hemos desarrollado una
mesa de operación con ruedas económica
que se puede construir en un taller local.
Debido a que esta mesa de operaciones
móvil puede llevar al paciente entre las
diferentes zonas antes, durante y después
de una operación, el paciente puede perma-
necer sobre la mesa todo el tiempo y no hay
que transferirlo. Pueden estar en uso
cuatro mesas al mismo tiempo: una para
un paciente que está siendo preparado
para la cirugía, una para quien se le está
aplicando anestesia local, una para un
paciente que está siendo operado, y otra
para un paciente que está saliendo del
quirófano y de vuelta al cuarto.
Encontramos que con varias mesas de
operaciones móviles se minimizan las
interrupciones del flujo de trabajo, los
cirujanos pueden concentrarse en la cirugía
y pueden permanecer tranquilos durante el
día. Las mesas mejoran la comodidad del
paciente con un soporte mejor para la
cabeza y también resulta más cómodo para
los cirujanos, ya que dejan más espacio
para sus piernos. Otra ventaja es que se
algo no va bien o que una pieza debe ser
sustituida en breve. Si no se controla,
puede suceder un error más grave, que
será más caro y requerirá mucho tiempo
para reparar.
4 Limpiar el aparato después del uso (o
al menos una vez al día) y lubricar
cuando sea necesario
•Limpiar el equipo y específicamente el
polvo, inclusive los componentes ópticos,
con detergente y solventes apropiados.
Lubricar las piezas en movimiento tantas
veces como se indique. Siempre seguir
las instrucciones.
5 Proteger el equipo cuando no esté en
uso
•Guardar el equipo en un ambiente seco,
limpio, donde no haya peligro de caídas y
averías.
•Cubrir con un guardapolvo de plástico los
aparatos grandes como lámparas de
quirófano y así evitar daños a la óptica y a
los demás componentes delicados. Si se
utiliza un paño, hay que asegurarse de
que es denso y no poroso, o de lo
contrario el polvo pasará a través de él.
•Cuando transporte un equipo, debe
embalarse los elementos sin riesgo y
manejarlo con cuidado.
necesita menos personal para gestionar el
flujo de pacientes. Los resultados son las
mejoras importantes y el ahorro de tiempo y
costos: un cirujano puede realizar cómodamente hasta cuarenta operaciones de ojos
en un día.
Las mesas están diseñadas para su
fabricación en un taller local y el diseño
simplificado incorpora lo siguiente:
•Un marco de tubo de acero soldado
•Una cama hecha de una sola hoja de
acero inoxidable
•Altura de la cama ajustable (con un cable
simple de accionamiento manual)
•Un cabecero con ruedas no salientes para
tener estabilidad durante la cirugía
•Un piecero con ruedas salientes bloqueables
•Topes en los soportes de las ruedas, que
evitan daños en contacto con los marcos
de puertas.
Cada mesa cuesta aproximadamente UK£
300 a precio de costo y los diagramas
están disponibles a través del autor.
Salud Ocular Comunitaria Revista | Vol 4 número 9 | dICIEMBRE 2010
13
Was this manual useful for you? yes no
Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Download PDF

advertisement